CENOTES PARA BUCEAR EN RIVIERA MAYA

La Riviera Maya es un paraíso como pocos en el mundo para la práctica del buceo, aquí encontrarás todo tipo de sitios para disfrutarlo, desde los místicos cenotes hasta el impresionante mar Caribe. Además de que podrás elegir hacerlo de día o de noche, ¡una experiencia totalmente diferente!

Empezaremos contándote un poco sobre los cenotes y lo que los hace lugares tan atractivos para los amantes de esta actividad o para quienes desean iniciarse en ella. El Sistema Sac Actun, con una longitud de 347 kilómetros y una profundidad máxima de 101 metros, es el río subterráneo más largo del mundo, el cual  conecta a todos los cenotes de la zona a través de diversos pasadizos de cuevas subacuáticas; lo que hace que los cenotes de la Riviera Maya sean un gran reto para los buzos que deciden descubrir los secretos que albergan sus místicas aguas.

Cenote El Pit: Atraviesa el pasaje más profundo en cueva de Quintana Roo (118 metros/ 396 FT).  De los 12 a los 18 metros de profundidad podrás maravillarte observando la haloclina, fenómeno que sucede cuando el agua dulce y agua salada se juntan.

Cenote Tajma Ha: Con 13 metros (35 FT) de profundidad, en este cenote también podrás observar el maravilloso fenómeno de la haloclina, lo que crea un efecto de espejo que te robará el aliento. En tu recorrido bajo sus aguas encontrarás increíbles formaciones rocosas como estalactitas, estalagmitas, columnas y restos fosilizados de antiguas criaturas. Su sistema de cuevas es de los más impresionantes por tener muchas direcciones y conexión a diversos cenotes.

Cenote Sac Actun (Pet Cemetery): Un cenote lleno de misticismo, ya que al sumergirte en sus profundidades podrás observar los restos de algunos animales. Por su profundidad máxima —6 metros— es un cenote perfecto para buzos principiantes.

 

Cenote Angelita: Un cenote con un toque surrealista ya que en el fondo se encuentran algunos troncos caídos y restos de vegetación que al descomponerse han generado que se observe una nube muy densa de sulfato de hidrógeno que pudiera verse como neblina, lo que lo hace parecer un “bosque marino”. Las fotos que tomes en este lugar serán dignas de presumir en todas tus redes sociales.

Cenote Kukulcan: Su  caverna literalmente se ilumina al alumbrarla con una linterna, puesto que está conformada por pura roca caliza. Además de ese increíble fenómeno también podrás observar fósiles y pequeños cristales de cuarzo incrustados en las paredes.

Cenote Aktun-Ha (Car Wash): Es un cenote abierto donde se puede admirar una gran variedad de flora y fauna como lirios de agua, tortugas y con un poco de suerte, hasta un pequeño cocodrilo que ha hecho de este lugar su hábitat. La caverna tiene estalactitas muy grandes y muchos fósiles de coral.

 

Share

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.