Chocolate oscuro para cuerpo y mente

La chocolatier Yoshiris Peña, quien es conocedora del cacao desde hace más de 10 años en Panamá y diversas partes del mundo, explica cómo se ha enamorado del chocolate, convirtiéndolo en una pasión que forma parte de su vida y que, evidentemente la ha transformado; llevándola cada día a conocer más y a especializarse sobre él.

Yoshiris, fundadora de Oro Moreno, chocolatería que desde el año 2013 ha sido pionera en su ramo, al ser la primera chocolatería gourmet con materia prima 100% panameña. A lo largo de este tiempo se ha especializado, destacando la importancia del fruto del cacao y cómo incide beneficiosamente en el organismo del ser humano, con propiedades que son buenas para el corazón, debido a la presencia de epicatequinas, antioxidantes que se encuentran en mayores concentraciones en las formas oscuras y crudas del cacao; las cuales actúan como una fuente de energía natural, que proporciona casi de forma inmediata la sensación de alegría en quienes lo consumen, al mismo tiempo que se ha relacionado con niveles elevados de oxitocina en el organismo.

Una de las referencias más cercanas que tenemos en Panamá sobre los efectos positivos del chocolate en la salud, la ha realizado el investigador Norman Hollenberg, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, quien ha estudiado durante los últimos 15 años la incidencia de la epicatequina contenida en el cacao en una muestra de población de la comarca de indígenas Guna Yala, que toman el cacao como una bebida pura y evidenciando tasas de hipertensión, enfermedades coronarias e índices de infarto muy bajos, por debajo del 10%. Además, encontró que esta población tiene una baja tasa de personas con sobrepeso y suelen ser más longevos que otros habitantes del Istmo.

“Mi amor por el chocolate nace en un momento en el que estaba muy triste y tras comerlo, cambió mi estado de ánimo. En ese momento no entendía qué había ocurrido, pero supe que algo había pasado en mi estado de ánimo…” expresó Yoshiris Peña, quien sabe que gran parte del talento de un buen chocolatero está en ofrecer en cada mordisco una nota de felicidad, en conectar con los sentimientos, recreando momentos, historias y recuerdos que perduren en el tiempo de manera positiva.

Es precisamente por ello que durante este tiempo de confinamiento Yoshiris impulsa el consumo del chocolate, orientándose hacia la versión ideal y más pura, procurando que su mayor porcentaje sea cacao, con concentraciones entre 60%, 70% y 90% y de preferencia que sea un producto libre de saborizantes artificiales y elaborado artesanalmente, pues “sentir el sabor del chocolate derritiéndose en la boca hace que el cerebro produzca endorfinas que dan sensación de bienestar al cuerpo, estimulando la alegría y mejorando el estado de ánimo, muy necesarios en estos días. Esto ocurre porque el cacao contiene una sustancia llamada feniletilamina, la cual desencadena sentimientos similares a estar enamorados”, acotó.

El consumo de chocolate oscuro aporta minerales (fósforo, calcio, hierro), además de vitaminas A y del complejo B, reduce los niveles de estrés y ansiedad y es una excelente opción para compartir en familia y disfrutar unidos de esos momentos especiales, pues es un gusto que pueden permitirse todas las edades

Es cierto que comer chocolate panameño mejora el estado de ánimo, pero también es importante realizar actividades físicas, llevar una alimentación balanceada y distraer la mente con prácticas que aporten paz y serenidad en estos momentos de incertidumbre mundial; una porción frecuente de chocolate, es sin lugar a dudas, un trocito más de bienestar.

Share

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.